9 de junio de 2022

Cómo hacer pierna de cordero lechal al horno con patatas

Un plato por excelencia para ocasiones especiales es la pierna de cordero al horno con patatas. Se suele servir en Navidad o celebraciones importantes como bodas o comuniones, pero también lo puedes degustar en tu casa con tu familia o amigos siempre que te apetezca. Nosotros te proporcionamos lo más importante: carne de la mejor calidad y luego tú puedes hacer el cordero al horno estilo segoviano que más te apetezca.

Receta de pierna de cordero lechal al horno con patatas

Para hacer un buen cordero al horno, la carne debe quedar muy jugosa por dentro y por fuera con la piel tostada. De esta forma es como se pueden disfrutar todas las excelencias del cordero lechal. Vamos a ver cómo se hace la pierna de cordero lechal al horno con patatas:

Ingredientes para cuatro personas

  • Una pierna de cordero de 1,5 kg aproximadamente.
  • 6 patatas.
  • 1 cebolla.
  • 3 dientes de ajo.
  • Sal.
  • Pimienta negra.
  • Aceite de oliva virgen extra.

Preparación

Esta receta de cordero también se puede emplear para paletilla de cordero al horno pero con menos tiempo de asado porque es más pequeña.

Lo primero es preparar la fuente donde vamos a colocar la pierna de cordero en el horno. Debe ser amplia para introducir la pieza de carne y las patatas. Ponemos a precalentar el horno a 200ºC con calor en la parte de arriba y abajo. Pelamos los ajos, los cortamos por la mitad y los dejamos en la bandeja. Añadimos 300 ml de agua y 300 ml de vino blanco en la fuente del asado y lo agitamos con un tenedor o una varilla.

Introducimos la pierna de cordero en la fuente con la piel más gruesa hacia abajo, en la parte donde hemos vertido el agua y el vino. Por encima del cordero echamos un chorro de aceite, pimienta negra, sal y las especias que queramos. La bandeja del horno con la fuente del cordero la colocaremos en la segunda altura empezando por abajo para que quede bien centrada.

Dejamos el cordero en el horno durante 40 minutos. En ese intervalo de tiempo troceamos la cebolla en juliana y las patatas panaderas de un centímetro o centímetro y medio de espesor.

Una vez transcurridos los 40 minutos sacamos la bandeja del horno y la pierna de cordero la colocamos en otro recipiente. En la bandeja, junto al agua y el vino, echamos la cebolla y las patatas troceadas y en el centro volvemos a colocar la pierna de cordero pero ahora en la posición contraria a la anterior. Antes de meterlo en el horno le echamos un chorro de aceite, sal y pimienta.

Horneamos la pierna de cordero durante 60 minutos y cada cuarto de hora o 20 minutos lo regamos con agua y vino. En un recipiente echamos 200 ml de vino blanco y otros 200 ml de agua y vamos añadiendo la mezcla poco a poco a lo largo de la hora que esté el cordero en el horno. Es importante controlar la temperatura y que el caldo hierva, aunque si vemos que el cordero humea, lo mejor es bajar el fuego. En el caso de que el caldo no hierva debemos subir el fuego para evitar que el cordero se cueza en lugar de asarse.

A veces, es necesario dejar el cordero un poco más de tiempo en el horno, todo dependerá de lo que pese la pierna. El tiempo estimado es entre una hora y media y dos horas. Como hemos dicho, el punto perfecto del cordero es jugoso por dentro y tostado por fuera.

Trucos para la pierna de cordero al horno

Vamos a ver algunos trucos para que la pierna de cordero te quede aún más deliciosa:

Una de las claves para que la pierna te quede perfecta es evitar que la bandeja se quede sin líquido, además de darle la vuelta varias veces para que se ase de forma homogénea por los dos lados. Si no estamos seguros si la carne está en el punto que queremos podemos cortarla un poco para comprobarlo.

La parte del hueso de la pierna, al no tener casi carne, se asa mucho antes que el resto, por eso cuando compruebes que ya está hecha, puedes cubrir esa zona con papel de aluminio para evitar que se seque demasiado.

En vez de vino blanco, puedes introducir coñac para darle más sabor y conseguir que la carne sea más tierna, todo depende de tus gustos y preferencias. Por otro lado, puedes añadir las especias que más te gusten: romero, tomillo, albahaca, estragón fresco, menta…

Pero sin duda, el mejor consejo que podemos darte es que elijas un cordero de la máxima calidad, de esta forma estarás completamente seguro de que la carne será tierna y jugosa y con un resultado perfecto. Visita nuestra tienda donde encontrarás el mejor cordero lechal fresco o cordero preasado segoviano con el que podrás hacer esta o cualquier otra receta y sorprender a tus invitados. 

También te puede interesar...

Cómo dejar crujiente la piel del cochinillo
28 de noviembre de 2022
Cómo dejar crujiente la piel del cochinillo
Aunque todavía no ha llegado oficialmente el invierno, las temperaturas han bajado mucho...
Leer más
Receta de cochinillo confitado para estas Navidades
23 de noviembre de 2022
Receta de cochinillo confitado para estas Navidades
Las Navidades están a la vuelta de la esquina y con ellas las...
Leer más
18 de octubre de 2022
Prepara este costillar de cochinillo al horno y sorprende a tus invitados
Un buen costillar de cochinillo al horno es uno de los manjares más...
Leer más